miércoles, 21 de marzo de 2012

AL FILO DE LA SOSPECHA

Una acaudalada empresaria periodística aparece salvajemente asesinada en su casa de la playa.
Casi desde el primer momento, el fiscal encargado de llevar el caso (Peter Coyote), centra sus sospechas sobre el esposo de la víctima (Jeff Bridges), además consigue que una serie de pruebas circunstanciales le señalen directamente como autor del delito.
Los abogados del acusado, consiguen convencer a una colega, la letrada Teddy Barnes (Glenn Close) para que se haga cargo del caso, a pesar de que ella ha abandonado las causas penales por motivos que se irán revelando durante el film.
Entre abogada y cliente nace una relación que va más allá de la simple amistad y además, nos enteramos de que entre ella y el fiscal existen algunas cuentas pendientes.

Una historia que supera al desarrollo que de la misma se hace a la hora de plasmarla en el celuloide. Al final, nos da la impresión de que le falta tensión en muchos momentos y eso echa por tierra el resto del trabajo.

A base de sembrar dudas, consigue mantener la intriga sobre la identidad del culpable que unas veces parece claro que es el sospechoso, para al segundo siguiente dejar de estarlo y, sin embargo, repito que falta garra, sobre todo cuando, en el arranque del film, nos las prometemos felices porque todo va directo y sin rodeos, pero de buenas a primeras, va perdiendo ritmo, para recuperar algo hacia el final.
Una de las fases en las que más se nota esa falta de ritmo y de tensión es la que corresponde al juicio, del que se podía haber sacado mucho más partido.

Me gustó mucho la música de John Barry, sobre todo el tema principal, que me parece delicioso.
Y el plato fuerte del film, sin duda, los actores: Jeff Bridges, está como perdido y decepciona bastante; Glenn Close, inmmensa, esta mujer es de las que te seduce con sus actuaciones hasta sin querer; Peter Coyote, bien, tan eficaz como de costumbre. Y algunos secundarios que tienen tanto o más nombre (en su ámbito) que estos tres tan conocidos actores: Robert Loggia (que estuvo nominado para el Oscar por esta actuación) y John Dehner, todo un clásico, que ha actuado en algunos filmes de cierto renombre de los años 50, con grandes actores como Gary Cooper.
De lo mejorcito, algunos de los duelos entre Close y Coyote, aunque como todo lo demás del film queda en un quiero y no puedo.
Eso si, hay que reconocer que resulta entretenida.




14 comentarios:

  1. es verdad, la recuerdo tal como muy bien la reseñas, irregular, interesante a ratos y decepcionante al minuto siguiente.
    saludos blogueros

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una pena, porque yo creo que daba para más.

      Eliminar
  2. No recuerdo haberla visto- lo cual no significa necesariamente que no lo haya hecho jeje- pero Bridges y Close me parecen muy buenos ambos, el Nota y sus rusos blancos y la asesina loca de Atracción Fatal

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Close es una gran actriz y Bridges, que no es menos bueno, en esta peli está como despistado.

      Eliminar
  3. Desde mi punto de vista no pasa de ser entretenida, ya que para los actores que se dan cita, se le podía haber sacado más partido.

    Saludos amigo Trecce.

    ResponderEliminar
  4. Richard Marquand, el dire. El ojo de la aguja, recomendada. Tengo en mi "fichica" que se murió joven, no tendría ni 50 tacos, El retorno del Jedi...También la dirigió.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "El ojo de la aguja", que me resultó muy interesante, con una buena actuación de Donald Sutherland y la música del gran Miklós Rózsa.

      Eliminar
  5. Muy flojita y coon un final tan previsible, que desde mitad de la película una ya sabe como va a concluir.
    Serie B, con actores de primera como Bridges o Close.

    ResponderEliminar
  6. Ayer nos pusieron en la TV esta película y vi la 1ª media hora. Genial, ella, la abogada, se mete de lleno en lo que pasa en la relación que pudo haber entre su cliente y su antigua mujer. Se mete ella misma, con sus sentimientos. Va a ver lo que ocurre. ¿Puede ser objetiva? ¿Va a ver un momento en el que se da cuenta, en el que le salta alguna luz y diga: 'he! aquí pasa algo'? ¿Puede uno introducirse emocionalmente y salirse, después de verlo?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, vi que estaba programada en la tele. La verdad es que no está mal para pasar un rato entretenido.

      Eliminar
    2. Yo encima de ser tan tarde, no llegué a verle la cara al asesino, ¿era el marido o el profesor de tenis?

      Eliminar
    3. Era el marido. El tipejo había preparado lo del asalto a la casa de la otra mujer para involucrar al profesor de tenis y mostrarlo como sospechoso. Los anónimos que recibe la abogada, también los envíaba él. Todo lo tenía preparado.

      Eliminar